Patricia González López | Poemas

Patricia González López (7 de agosto de 1986, Buenos Aires) Escritora, gestora cultural, licenciada en Relaciones Públicas. Cursó la maestría en Comunicación, cultura y discursos mediáticos en la Universidad Nacional de la Matanza. Es autora de Maldad, cantidad necesaria (2013, Milena Caserola & Llanto de mudo); Doliente (2016, Cospel ediciones) y Otro caso de inseguridad (2018, Santos Locos). Tiene la columna Poesía y cosas en el programa Tiempo de Rock, y la columna Cultura Productiva en País Productivo, FM la Patriada. A finales de 2018, realizó la columna de poesía llamada “La poesía no se ajusta” en El Gato Escaldado, AM 750.  Integra la comisión joven de Centro PEN Argentina. Antologó el libro Esto Pasa, poesía en Buenos Aires en 2015. Es una de las organizadoras del ciclo de arte erótico Alta Paja.

______Participó de varias antologías, entre ellas: Lámparas, antología de poesía latinoamericana editada en Puerto Rico por Editorial Pulpo, 2018. Participó en el Festival Internacional de poesía José María Heredia de Toluca, en el Seminario Internacional de poesía en Pachuca, México (2017); en la Feria Internacional del libro de La Habana (2018), II Encuentro internacional de promotores de la poesía (La Habana,2018), en el espacio de poesía de la Feria del libro de Córdoba (2017), en la Feria del libro de Comodoro Rivadavia (2018), en la Feria de Editores (2018), en Feria del libro de Villa Mercedes, San Luis (2018), en la Feria del Libro de Montevideo (2018), Minga (Tandil, 2019), etc.

_

_

_

Poemas

_

Toda mujer que no sea yo
es una amenaza,
me incluyo.

_

_

_

Es más fácil sonreír con los sonrientes
es difícil ayudar a quien lo necesita
es más fácil hablarle a quien le sobran palabras
nadie quiere tocar el dolor hasta que desaparece

_

_

_

Llegaron las encuestas
no nos gusta la muerte
salvo que sea de la otra vereda,
amamos las ideas brillantes
salvo que sea de otro,
nos oponemos a la mentira
salvo que sea nuestra.
Pocos lucharon en las calles
por los derechos del docente
pero todos quieren ser maestros.
Tienen la verdad en la punta
de la lengua
buscando exhibirla
lo que es
lo que no es
lo que debería.
Predicamos la libertad
y no soportamos
a quien toma una decisión
con la que no estamos de acuerdo.
Podemos cenar con personas que detestamos
casarnos con sujetos que no conocemos
hacer daño a personas que queremos.
No nos gusta la muerte
salvo que haya buenos motivos,
no creemos aunque nos muestren las pruebas
creemos aunque nos digan que es mentira,
repetimos repetimos repetimos
defendemos
apostamos
perdemos nos perdemos
por causas que no nos conocen
por cosas que ni idea
¡no tenemos idea!
pero siempre algo para decir:
la última palabra.

_

_

_

Me entrené para hacer cosas
que me hacen mal
y el día que me reí fuerte
me mandaron a educarme

estuve a punto de cortar un futuro hermoso
con el filo de un capricho

traté de olvidar mi humanidad
para poder distinguir
el cuerpo de lo importante

sentí estallar mi equilibrio
como liendre entre las uñas

perdí el peso de las palabras
entre lo jodido y lo absurdo,
le di ventaja al sueño
más que al carácter

pretendía luchar por las leyes
y quebré las propias

regalé mi digestión al enemigo
entregué mis intestinos a
secretos transmitidos por saliva

me enamoré más de lo que permitía mi hígado
me alimenté de la cobardía lógica de los tiernos
y me escapé por la lujuria

cuando mi electro salió hermoso
ya me había adaptado a la sociedad,
había empezado a creer en la tensión

¿dónde está la inseguridad?
no sé si tener más miedo al estado
al último desamor
o al colorante de los jugos en sobre

¿qué es la inseguridad?
¿la policía
el próximo enamoramiento
o yo?

Cuando los perros me muestran la panza
me hacen dudar
qué es ser buena no sé
creo que no quiero serlo

ya pagué mucho
por intentarlo.

_

_

_

Cambio una marcha por más vida

_

Cambio una marcha por más vida
no quiero un trueque de imposiciones
me opongo a canjear las formas de juicio,
quiero emancipar lo bueno de sus envases,
exijo una libertad deforme.

No quiero alquilar mis elecciones a un dogma,
no quiero una disputa de furias,
no seamos mártires de un traspaso de monopolios,
de una puja entre poderes a quien rendir tributo;
que no se trate de permutar una muerte por otra.

Cambio el miedo por respeto
más respeto
más respeto por favor.

Rechazo un mundo que nos piense en cupos,
pido una oportunidad para ser iguales.
Quiero convertir los gritos en carcajadas,
propongo un abrazo donde ahora hay competencia,
cambiar el egoísmo por un triunfo colectivo.

Quiero sacar el adhesivo a las etiquetas,
que resbalen en la piel hasta que caigan,
preguntar en vez de hablar sin saber.

Propongo una donación de oídos,
un retiro de la hipocresía.
Se me antojan más palabras,
una clase de escucha,
un seminario de aceptación.

Deseo poder decir NO sin morir,
quiero decir NO sin perder el cuerpo;
Aspiro a decir SÍ y valer lo mismo.

Cambio una pose por un gesto,
que caigan los criminales que nos desgarraron
curarme de las invasiones que nunca quise pasar,
cambio una marcha por más vida.